sábado, 25 de septiembre de 2010

Fürstenberg, la cerveza de Bismarck

  

Cambiando de estilo de cerveza, en esta ocasión voy a hablar sobre una lager, o cerveza de baja fermentación: la producida por la reputada cervecera Fürstenberg, originaria de la preciosa región de la Selva Negra en Alemania.

La historia de esta famosa cervecera se remonta allá por la edad media, en la época en la que el rey Rudolf von Habsburg otorgó el dominio sobre el condado rural de Baar en Donaueschingen, al conde Heinrich von Fürstenberg. Y uno de los principales privilegios feudales de dicha propiedad  feudal era el derecho a elaborar cerveza, lo cual era de suma importancia en la época, ya que podía proporcionar pingües beneficios.
Históricamente la cerveza que otorgó el reconocimiento y reputación de la cervecera por toda Alemania, fue la "Fürstenberg Salvator" creada por el maestro cervecero Josef Munz en 1886. Y uno de los factores que también influyeron en la publicidad de la cerveza en aquella época, fue que incluso el canciller Otto von Bismarck llegó a proclamar a la Fürstenberg Salvator como su bebida predilecta.
Años más tarde, el famoso y experimentado maestro cervecero Munz deleitó a sus contemporáneos por segunda ocasión, con una cerveza elaborada a la manera Pilsener, con la mejor cebada, fuerte sabor a lúpulo y un agua de muy baja mineralización. El último emperador alemán, el Kaiser Wilhelm II, quedó tan maravillado con esta nueva cerveza, que llegó a incluirla en la "tabla de alimentación de Su Majestad el Kaiser". El maestro cervecero de Fürstenberg siempre creyó en elaboración de una cerveza que pudiera acompañar muchos momentos agradables a gente de todas las edades y países del mundo y desde aquel día hasta la actualidad, muchas generaciones de bebedores de cerveza en Alemania y otros países, han sido fieles consumidores de esta cerveza, producto de la tradición germana. 

Actualmente la compañía produce diferentes variedades de cervezas:
-Lager
-Heffe Dunkel
-Heffe Hell
-Weizen Kristall
-Premiun Pils
-Edelbrau
-Y sin alcohol

Siendo la lager la comentada en el post de hoy.



CATA:
En su formato embotellado viene presentada en una botella tiene de estilo elegante, y con un etiquetado frecuente en las cervezas alemanas en las que incluyen letras góticas.
Elaborada con lúpulo seleccionado de Hallertau, la mejor de levadura y agua de manantial de la Selva Negra.
La particularidad de esta cerveza es que (siempre según información de la compañía) el nivel de fermentación es del 84%, lo que transforma una mayor cantidad de azúcar en alcohol y la hace más digerible.

Graduación: 5,3º
Color: Amarillo claro, dorada, viva, burbujeante, coronada por una atractiva y consistente capa de espuma blanca.
Aroma: Claramente a malta. Ligeros matices herbales.
Sabor: Se trata de una lager en la que predomina el dulzor proporcionado por la malta, que es la que imprime el carácter de esta cerveza. De cuerpo medio, finaliza con un suave y breve amargor en el regusto.
Ideal para tomar en cualquier momento.

Nota: 7,5/10

3 comentarios:

  1. Vaya, desconocía la existencia de este blog, una agradable sorpresa haberlo encontrado. Esta cerveza que comentas me gustó bastante, y además me sorprendió porque con lo barata que era no esperaba nada demasiado interesante.

    En fin, un saludo y ya te iré leyendo

    ResponderEliminar
  2. Me alegro de que te guste el blog. Efectivamente tienes razón en lo que comentas. Se trata de una cerveza bastante barata, y sorprende.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Yo debo decir que disfruté mucho la Fürstenberg Lager, tiene el carácter de las cervezas alemanas que tanto me gustan. Te felicito por esta entrada porque me permitió apreciar más la cerveza sobre todo por su historia

    ResponderEliminar