miércoles, 4 de septiembre de 2013

Visita a la fábrica de Dougalls en Liérganes


Esta no es la primera vez que hablo de las cervezas Dougall's en el blog. Allá por el mes de marzo de 2012, cuando se celebró la edición nº XXVI del Salón Gourmet de Madrid, con motivo de la presencia de esta microcervecera en dicha feria para la presentación de su nueva gama de cervezas, ya dediqué una entrada a la que posiblemente sea una de las cerveceras artesanas españolas referencia en el mercado actual, por poseer la tres claves del triunfo en el sector: calidad, precio y filosofía. Para quien aún no conozca las fantásticas cervezas hechas por esta fábrica, el nombre de la marca se debe a su fundador y uno de los socios del proyecto actual, Andrew Dougall, un británico de orígenes ingleses y escoceses, que lleva afincado en Cantabria más de 16 años, y cuya pasión por la cerveza le llevó hace 7 años a emprender el sueño de elaborar su propia cerveza con la meta de poder conseguir consumir en España cervezas del estilo de las que él solía beber en Gran Bretaña. Finalmente a comienzos de 2012 presentó su gama básica de cervezas elaboradas: 942 (una pale ale), Leyenda (una special bitter), y Tres Mares (una brown ale) ya en su propia y nueva fábrica situada a las afueras de la localidad cántabra de Liérganes. Pronto sus cervezas comenzaron a ser conocidas a nivel nacional, cosechando muy buenas críticas e impresiones, de manera que su presencia en las ferias celebradas en la Península era cada vez más demandada y esperada. Quizás el secreto del éxito se encuentra en la calidad de las materias primas, como las maltas, que según me confesó el propio Andrew, las traen expresamente de Gran Bretaña, y cómo no, también por su ajustado precio. 
Al margen de las tres referencias mencionadas y que ya comenté en su día en el blog, ha ido ampliando el portfolio con algunas otras cervezas y alguna edición especial que otra como por ejemplo: La Haití (una doble stout), la Invierno (una winter ale), la Hermosa (una Kölsch) o la versión IPA de la 942. 



Tenía una pequeña deuda contraída con la marca, desde que conocí en persona a los artífices de tan buenas cervezas, en especial a Andrew Dougall y Enrique Cacicedo, y es que aún veraneando todos los últimos años en Cantabria y visitando siempre Liérganes para probar los maravillosos churros con chocolate en el hotel Cantábrico y pasear por sus bellas y tranquilas calles, aún no había visitado la fábrica de Dougall's, por lo que este año era una cita obligada.

Posiblemente el día elegido no fue el mejor o quizás sí: uno de estos días grises, desapacibles, con fino pero constante aguacero que invitaba a refugiarse bajo techo y hacer aún más apetecible esos churros y ese chocolate, tras comer un contundente cocido montañés típico de la zona. Aún así, el plan era visitar la fábrica y allí que fui. Andrew, con el que había quedado por teléfono, se encontraba trabajando con sus botas de goma puestas, para evitar inoportunos resbalones. Nada más llegar  pude ver un gran número de cajas apiladas y cientos de botellas listas a ser empaquetadas. Justo en el momento en que llegué a la fábrica estaban etiquetando la más reciente referencia producida por Dougall's, la Raquera, una pilsner de calidad, que sólo es distribuida en Cantabria y regiones limítrofes, por lo que mis queridos paisanos madrileños tendrán que visitar la bella Cantabria si quieren probarla. Una excusa más para hacer un viaje a una región que merece mucho la pena. Mi primera impresión de la fábrica es que se trata de una nave grande, de espacios amplios y bastante luminosa, a lo que contribuye la distribución casi diáfana, y el color blanco que inunda las paredes. En el interior destacan sus 5 fermentadores de gran capacidad y también el resto de instrumental para el proceso de elaboración de la cerveza como el"mash tun", la caldera, el enfriador por intercambio, una máquina para embotellado y otra para etiquetado.


Tuve la oportunidad de tomar directamente del fermentador la Raquera, la 942 y la IPA 942, toda una experiencia que permite establecer un contraste entre catar una cerveza en botella, a que sea directamente del fermentador, donde aún no se han desarrollado por completo y les falta carbónico, pero donde el lúpulo es pronunciadamente más intenso y fresco en nariz. 



Entre cerveza y cerveza, estuvimos manteniendo una muy interesante conversación acerca del panorama actual de las microcerveceras españolas y de lo costoso que resulta hacer patria (chica) entre los lugareños de la región, y es que tratar de cambiar hábitos de consumo y costumbres tan arraigadas en materia cervecera en nuestro país, es una labor ardua, difícil y que me atrevería decir que de desgaste. Afortunadamente la mentalidad de la gente va cambiando con el paso del tiempo, y lo cierto es que cuando veo el creciente interés del público por la cerveza me llena de satisfacción. En Madrid estamos siendo testigos de esta tendencia de hace poco más de un año a esta parte, siguiendo la estela de un mayor recorrido que lleva la cerveza artesana y de importación en Cataluña. Pero en otras regiones resulta más costoso que la cerveza artesana de calidad vaya calando, y siendo apreciada. Sin embargo, si se hacen bien las cosas, será algo que termine cayendo por su propio peso con el paso del tiempo. 



Andrew también comentó cómo el éxito les estaba casi superando por momentos, teniendo que llegar a poner freno a una posible expansión de la marca tanto dentro como fuera de nuestras fronteras, ya que la escocesa Brewdog ha llegado a interesarse por sus cervezas. La producción de la fábrica ha crecido exponencialmente llegando casi a su límite, llegando a tener en algunos casos la producción de algunos lotes, vendida antes de embotellar. Así también Andrew me manifestó su firme propósito de que sus cervezas no se vendan en grandes superficies comerciales por su filosofía, y su fidelidad respecto al apoyo al pequeño comerciante y emprendedor.




Tras la visita Andrew me obsequió con algunas muestras de sus referencias (detalle que agradezco), entre las que me incluyó alguna Raquera, que también tuvieron oportunidad de probar mi familia, con gran acogida y buenos comentarios.

Incluyo notas de cata de las dos últimas referencias veraniegas de Dougalls: Hermosa y Raquera.

Raquera (Pilsner)
Graduación: 5ºC
Temperatura de servicio: 6ºC-7ºC
Tipo de vaso recomendado: Vaso de flauta para pilsen o copa Teku.
Aspecto: De color oro pálido, transparente, nivel de carbonatación ajustado y una capa de espuma blanca que no llega a los 2 cm. de espesor, y de escasa retención, y con poco encaje en cristal.   
Aroma: Aromas a malta ligeramente dulce, toque de levadura y lúpulo con notas de hierba, fruta fresca y cítricos.
Sabor y textura: Ligera de cuerpo, muy bien balanceada, presenta matices de cereal y notas afrutadas (proporcionadas por el lúpulo Soracci Ace) muy bien acopladas, dejando sensaciones cítricas en boca, y un amargor residual de leve a moderado con un punto metálico. Altamente refrescante. La mejor cerveza artesana española etiquetada como pilsner para mi gusto.
Maridaje: Ensalada de ahumados.

Nota: 


Hermosa (Kölsch)
Graduación: 5ºC
Temperatura de servicio: 4ºC-5ºC
Tipo de vaso recomendado: Vaso de köslch, o copa Teku.
Aspecto: De un color amarillo pajizo, ligeramente turbia, y una corona de espuma blanca, porosa y esponjosa, no demasiado amplia, que mengua rápidamente resultando muy efímera.
Aroma: Aroma a malta, combinado con notas a tierra húmeda, especias y cítricos como limón.
Sabor y textura: De cuerpo ligero, carbonatación acentuada y paso fácil por boca, es una cerveza refrescante indicada para el verano, donde predominan los sabores a malta, levadura, un toque afrutado con predominio de cítricos como limón y uva blanca,un punto especiado  y un final más seco que amargo. Para tomar fría en un día de calor.
Maridaje: Escalopines empanados de pollo con mostaza dulce.

Nota: 

12 comentarios:

  1. Unos grandes los Dougall's :-). Mis sensaciones con la Raquera, aunque no la considere una pilsener, son análogas a las tuyas. Gran birra y mejor gente: espero saldar el próximo año esta visita obligada. ¡Saludos JAB!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Etiquetada como tal está, y dentro de las que suelo ver precisamente catalogadas como pilsner, es para mi gusto la más acertada, aunque siendo puristas no se ajuste a las pilsner alemanas y checas más ortodoxas. Como aquellas, no he llegado a probar ninguna fuera de esos dos países, y es que en ese estilo de cervezas el agua es muy importante. Te recomiendo la visita tanto a la fábrica como a toda la provincia. Paisaje y gastronomía espectaculares. Salu2!

      Eliminar
  2. Gran visita y gran cervecera si señor! Tanto la 942 como la 942 Ipa me gustan mucho.

    No sabía que BrewDog se hubiera interesado en sus cervezas, es un dato a tener muy en cuenta!

    En general muy buen trabajo el que hacen aquí la verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, sus cervezas mantienen un nivel de calidad constante, siendo algunas de ellas excelentes como la 942 y la 942 IPA, mis favoritas, coincidiendo contigo, siendo además inmejorables en el ratio calidad/precio entre las artesanas. Salu2!

      Eliminar
  3. Grandísima cervecera (entre las dos o tres mejores de aquí en mi opinión) pero lo mejor es que aún son mejores como personas. Mucha envidia por la visita, Juan!

    Difiero con respecto a lo de la mejor Pils ya que a mi la Raquera no me termina de parecer una pils estrictamente hablando. Me quedo antes con la de los Napar.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente puede estar en el podium compuesto por las mejores micros nacionales. Grandes cerveceros y buena gente además. En cuanto a lo de la pils, no lo he explicado suficientemente en la nota de cata. Textualmente pongo que es la mejor cerveza artesana española etiquetada como pilsen, que luego lo sea o no estrictamente es otra historia. De hecho no he probado una pilsner artesana en España que sea ortodoxa y bien hecha como las que he probado checas, aunque hay algunas catalogadas o etiquetadas como "pilsner" en España que son buenas cervezas. La de Naparbier que mencionas, es una de ellas. Mucho mejor en barril que en botella por cierto. Y alguna otra. La Raquera es la que más me ha convencido en botella. Pero va en gustos, claro está. Un abrazo Pau!

      Eliminar
  4. Muy interesante la entrada. Me ha llamado la atención, y mucho, lo que has comentado de Brewdog... Y por otro lado lado apoyo que no se venda en centros comerciales y demás. Cosas que están haciendo otras y creo que han caído en el error.

    Por otro lado no sé qué me ha pasado con esta marca que ha pasado de gustarme 'muy mucho' con cervezas como la 942 o la Tres Mares a encontrarme cervezas normalitas para lo que me tenía acostumbrado al principio, no sé... Sólo se salva de las últimas la 942 IPA.

    Serán cosas mías...

    Un abrazo JAB

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también me sorprendió verdaderamente. Señal de que están haciendo bien las cosas, que el equipo de Brewdog tiene muy buen ojo, y no seleccionan cualquier cerveza para tenerla en sus pubs. Lo del apoyo al pequeño empresario de hostelería y comercio es otro gesto que les honra, y creo que va en beneficio también de la calidad de la cerveza. Si tuvieran que elevar mucho el volumen de producción quizás el control de calidad no pudiera ser tan exhaustivo. Y con respecto a lo que comentas de que las últimas son más flojas que las primeras de la marca, algo de cierto hay, pero yo creo que es porque empezaron colocando el listón muy alto. La 942 ha marcado un antes y un después a mi parecer. Junto con la Saint Joan de Agulllons posiblemente la mejor pale ale española. Y la ipa 942 incluso la mejora aún más, para mi gusto. Otras son quizás más flojas, como la Hermosa por ejemplo... summer ale, o kölsch... es una cerveza muy veraniega, sin grandes pretensiones pero más que aceptable. La Raquera para mi gusto es mejor, aún sin ser estrictamente una pilsen. En cualquier caso creo que sí que mantienen un nivel de calidad bastante alto de media en todas sus producciones, comparado con otras artesanas que son mucho más irregulares, o casos incluso peores ;). Un abrazo!

      Eliminar
    2. Es cierto lo que comentas a mitad de párrafo: "Si tuvieran que elevar mucho el volumen de producción quizás el control de calidad no pudiera ser tan exhaustivo".

      Yo voy aún más lejos y me atrevería a decir que hay alguna micro que vende en centros comerciales que no creo que cumpla el proceso de guarda que necesita cada cerveza. Hay alguna que ha dado un batacazo en cuanto a calidad que vamos...

      Al final todo esto va en detrimento de la industria 'microcervecera' actual. Una persona que desconoce este mundo ve una cerveza que la elaboran al lado de casa, la prueba y luego dice: "Pues vaya cagarro..., esta, y todas las cervezas artesaneles". No se puede generalizar pero desgraciadamente pasa.

      Un abrazo JAB

      Eliminar
  5. Sin duda una de las grandes a nivel nacional, muy buenas las cervezas. De las dos que comentas la hermosa no he tenido la oportunidad de probarla, la raquera personlamente si me ha gustado ligera y muy refrescante con esos matices del lúpulo muy ricos.
    Saludos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una de las mejores efectivamente. La Hermosa está algunos peldaños por debajo de la Raquera, pero igualmente me parece una cerveza más que correcta y muy apropiada para el verano. Salu2!

      Eliminar
  6. LA VERDAD ES QUE DE ESTOS CHICOS ME GUSTA CASI TODO "MUCHO", QUIZÁ A EXCEPCIÓN DE LA TRES MARES Y LA RAQUERA. ESTA ÚLTIMA NO ME GUSTÓ NI GOTA LA VERDAD, ME PARECIÓ MUY PLANA Y UN POCO MAS DULCE DE LO QUE DEBERÍA SER, PERO EL RESTO ( A FALTA DE LA HERMOSA QUE ESTÁ ESPERANDO SU TURNO ) ESTÁN FENOMENALES.
    EL TEMA DE NO VENDER EN GRANDES SUPERFICIES, APARTE DEL COMPROMISO CON SU FILOSOFIA, COMO BIEN DECÍA TEDDY, ESTOY SEGURO QUE REPERCUTIRÍA EN LA CALIDAD DE LAS CERVEZAS Y ESO SI QUE NO.
    UNA PREGUNTITA ¿KIKE SE APELLIDA CACICEDO O CAICEDO? ES QUE CAICEDO SI LO CONOCÍA, PERO CACICEDO NO ME SUENA...YA ME DICES.
    DE TODOS MODOS, NO CONOZCO A NADIE QUE NO LE HAYA GUSTADO NINGUNA DE LAS 942 O LEYENDA, EL QUE CREO QUE ES EL NUCLEO DURO DE ESTA CERVECERA. ADEMÁS A UN PRECIO MUY ASEQUIBLE.
    COMPRAR DOUGALL´S ES COMPRAR SEGURIDAD SEGÚN ESTÁ EL MERCADO DE ARTESANAS ESPAÑOL.
    UN SALUD JAB!

    ResponderEliminar